A vueltas con el turismo, el objetivo del plan no se alcanzará

Elías Amor Bravo economista

Con bran alborozo, y cierta irresponsabilidad, el régimen comunista cubano ha defendido como éxito los más de 550.000 viajeros que han llegado a Cuba entre enero y mayo. ¿Hay motivos para ese optimismo desbordante, apoyado por alguna que otra agencia internacional de prensa? No lo parece. 

La Habana ha dado a conocer los datos del turismo de enero a mayo, cuando todavía, a estas alturas del año, se mantiene la más absoluta oscuridad sobre las cifras del PIB en 2021. Deben ser mucho peores de lo que hasta ahora se ha podido intuir.

Pero ahora toca hablar del turismo. Y no vamos a defraudar a los lectores de este blog. Los comunistas han anunciado a bombo y platillo que la llegada de turistas a Cuba de enero a mayo ha experimentado un aumento del 640% con respecto a las cifras del pasado año. Conviene recordar dos cosas.

Primero, las circunstancias específicas de 2021, en medio de una pandemia y con los controles que impedían a los viajeros desplazarse de unos países a otros.  

Segundo, que el período de enero a mayo es el que corresponde a la máxima actividad estacional del turismo en Cuba y Caribe, y que ahora comienza la etapa más floja en la que deberá competir con los destinos de las potencias europeas.

Lógico es que la comparación con 2021 sea mejor. En realidad, en los cinco primeros meses de 2022 han llegado a Cuba 564.847 viajeros, pero esta cifra no es para tanto, por mucho que la ONEI haya destacado el crecimiento del 640% con respecto al año anterior.

Y realmente no es para tanto si se compara con lo ocurrido en 2019, que fue el último ejercicio calificado de “normal” antes de la pandemia. Los datos se presentan en el Cuadro 1.

Cuadro 1.- Evolución del turismo en Cuba

 

2022

2019

Diferencia

En %

ene

86.483

489.618

-403.135

-82,3

feb

99.266

459.417

-360.151

-78,4

mar

128.817

521.422

-392.605

-75,3

abr

133.281

458.104

-324.823

-70,9

may

117.000

358.321

-241.321

-67,3

Acumulado

564.847

2.286.882

-1.722.035

-75,3

 Como se observa, el cómputo de enero a mayo de la cifra del turismo en 2022 se sitúa un 75,3por debajo de la registrada en 2019, por lo que queda mucho recorrido para recuperar los niveles y volver a crecer.

Además, el rezago del turismo cubano ha sido especialmente intenso en los meses de enero a marzo, que son los que concentran el mayor volumen de actividad estacional. Y de forma significativa, en mayo de 2022 se ha producido el tradicional punto de inflexión en la llegada de viajeros que también se observó en 2019.

La cuestión es ¿Qué puede ocurrir desde ahora hasta finales de año? El plan de turismo de los dirigentes comunistas afirma que se va a llegar a 2,5 millones de turistas en 2022. Siguen confiando en el turismo masivo, de sol y playa que ya se encuentra en crisis en los países más avanzados, y en el que Cuba no puede, no sabe cómo competir con la vecina República Dominicana. La cuestión es ¿se cumplirá el plan de 2,5 millones? Difícil.

En el Cuadro 2 se presentan algunos cálculos. En datos medios, se sabe por ejemplo que, entre enero y mayo, y junio y diciembre, las medias mensuales alcanzadas en 2019 se redujeron un -37,9% por el comportamiento estacional del turismo que llega a la Isla. Si ese porcentaje se aplicase al turismo de 2022, se podría obtener las llegadas medias estimadas del período de junio a diciembre, que en ningún caso superarían, de media, los 71.000 viajeros.

Cuadro 2.- Estimación del turismo para Cuba en 2022

Promedios mensuales

2022

2.019

Enero a mayo

112.969

457.376

Junio a diciembre

70.154

284.097

Variación %

-37,9

-37,9

Acumulados

 

 

Enero a mayo

564.847

2.286.882

junio a diciembre

491.078

1.988.676

Totales

1.055.925

4.275.558

El mismo análisis se puede efectuar con los acumulados, obteniéndose los resultados estimados para todo el año 2022 de 1.055.925. Esta cifra está casi a 1,5 millones por debajo del objetivo del plan. Y ello se ha obtenido aplicando a 2022 un comportamiento similar, en términos de tendencias, al registrado en 2019, que resultó un año relativamente favorable.

Los datos ofrecidos por la ONEI indican que la composición del turismo ha vuelto a recuperar la estructura del pasado, con los canadienses ocupando el primer puesto en número de visitas, (182.733), en tanto que la segunda fuente de procedencia tiene su origen en la comunidad de cubanos residentes en el exterior (121.285) en su mayoría residentes en Estados Unidos. Hay también cierta recuperación de los países europeos, pero ninguno de ellos a los niveles de 2019. Los rusos descienden algunos peldaños como consecuencia de las medidas adoptadas por Occidente tras la guerra de Ucrania.  

Con los datos hasta mayo y suponiendo en 2022 un comportamiento similar al registrado en 2019, el objetivo del régimen para este año, los 2,5 millones de visitantes, no se va a conseguir, y con ello, tampoco los ingresos en divisas. Es de la única forma que el régimen justifica la enorme asignación de recursos financieros destinados a la construcción de habitaciones de hoteles, que siguen aumentando a pesar de que la demanda no alcanza los niveles del pasado. No hay recuperación gradual del turismo, y lo peor es que el sector privado vinculado a esta actividad ya no puede aguantar más.

 

Comentarios

Entradas populares de este blog

Murillo y la Tarea Ordenamiento: la culpa es de otros

El castrismo ante la encrucijada del modelo de turismo

¿Qué pasará con el peso cubano?